402-Ana Frank

FELICIDAD
Nos faltan tantas cosas,
no me refiero a cosas materiales;
nos falta respirar el aire puro
y disfrutar de nuestras libertades.
Y sin embargo, cada vez que miro
la belleza a través de los cristales
que nos ofrece la Naturaleza,
una apacible sensación invade
todo mi corazón; me hace feliz
ver de Dios la presencia en el paisaje.
Todo puede perderse en esta vida,
pequeñas cosas, grandes vanidades,
pero conserva siempre la alegría
y puro el corazón en el viaje
por este mundo y siempre volverás
a ser dichoso, pase lo que pase.
Ana Frank

2 thoughts on “402-Ana Frank

  1. El tiempo ya ha pasado sin saber nada de nosotros mi gran Amigo de Letras Jesús… enme aquí en tu espacio. Este poema de Ana Frank…. me conmueve en demasía, cuando leí si diario, no podía evitar imaginar el encierro en el que vivió, además de toda la penumbra que le rodeaba… en fin fue una etapa de su vida !!!Con debido respeto te dejo saludos afectuosos.Nora.

  2. Hola, Nora, muchas gracias por tu visita y comentario. A mí también me gustó mucho el Diario de Ana Frank y fue emocionante visitar la casa donde estuvo escondida en Amsterdam. Un saludo y mis mejores deseos para ti, hasta pronto. Jesús.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s